Jorge Ballester. Entre el Equipo Realidad y el silencio

FUNDACIÓN BANCAJA. Pl. Tetuán, 23

El compromiso político de Jorge Ballester fue tan profundo que relegó la estética a un segundo plano. La ética por encima de todo, también en el arte. Ballester formó el Equipo Realidad junto a Joan Cardells en la última década del franquismo, militando en un inquebrantable espíritu crítico con la realidad social. Tocaron el pop art más inocuo (Superman le lleva detergente Puf a la Virgen María en un pórtico parecido al de Fra Angélico en La Anunciación) y se atrevieron con los readymades (aunque Ballester tenía una relación complicada con Duchamp), pero también manipularon imágenes de la Guerra Civil para alzar la voz contra la dictadura. ¡En pleno Régimen! Además, podemos ver en esta primera exposición del artista tras su muerte trabajos sobre los años de plomo de nuestra truculenta Transición, con ETA y los Grapo en plena ebullición, cuadros cubistas y retratos prospectivos de figuras como Piccabia y Marat. Paradójicamente, con la muerte del dictador, el mundo del arte se volvió insufrible para Ballester, que se autodenominaba “hartista”, por lo harto que estaba del mercadeo del arte y la falta de compromiso que trajo consigo la democracia. Se cumplió aquel “contra Franco vivíamos mejor» que Manuel Vázquez Montalbán enunció en su día y Ballester decidió recluirse en su estudio con sus ideas y obsesiones, sin dejar nunca de trabajar. S.M.

También te puede interesar…

El poder con que saltamos juntas

HASTA EL DOMINGO 29/9
Una exposición que pone a dialogar a mujeres artistas afincadas en Portugal y España entre las décadas de 1960 y 1970.

Génesis

HASTA EL DOMINGO 27/10
María Aranguren inserta pintura, telas, flejes o papeles dentro de policarbonato celular buscando la armonía cromática.

València s’il·lustra 2024

FINS EL DIMARTS 15/10
Ja no són els professionals consolidats els qui dibuixen la ciutat, sinó els joves en procés d’aprenentatge.

¿TODAVÍA NO TE HAS SUSCRITO A NUESTRA NEWSLETTER?

Suscríbete y recibirás propuestas culturales de las que disfrutar en Valencia.