palau web

«El networking es un estilo de vida»

Esta semana me concede una entrevista Nohelis Ruiz Arvelo, estratega de Redes de Contacto. Fundadora de Planchic, consultora de Relaciones Públicas, Comunicación, especialista en eventos y experiencias fuera de contexto. Colabora en la Cadena SER y otros medios de comunicación. Conferenciante y formadora, acaba de publicar el libro Networking para Dummies (Planeta). GINÉS J. VERA.

Con el fin de tejer a nuestro alrededor una red profesional y personal efectiva una de las recomendaciones es utilizar un conjunto de destrezas y procesos de lo que nos habla en el libro. Unos son instintivos, en cambio otros son aprendidos. Imagino que aquí es donde sí podemos actuar reforzándolos una vez que los conozcamos y asumamos. ¿Es así?
En un entorno global que nos desafía como personas, el Networking Relacional marca la pauta, saber relacionarse, hacer una gestión eficaz y activa de esos contactos y de la información que obtenemos de ellos, aprender a integrarnos de forma natural, crear relaciones de confianza y manejar otras técnicas y habilidades indispensables para nuestros proyectos personales y profesionales.
Por una parte, las capacidades “Capacidades Innatas” que se hace con gracia y de forma natural. Hay personas que, sin ningún esfuerzo, fortalecerán sus relaciones interpersonales diariamente, porque saben o intuyen que éstas tienen una función importante en el logro eficaz de sus objetivos. No obstante, también somos muchos los que no tenemos tan desarrolladas estas capacidades de forma innata y será necesario tomarlas en cuenta, practicarlas y adoptarlas para que podamos tener una red de contactos que se retroalimente, una red de contacto de calidad.
Hay habilidades que vamos adquiriendo a lo largo de la vida y gracias a estudios, cursos, experiencia profesional y destrezas sociales. No importa si son más o menos instintivas, lo que si recomiendo, sea cual sea el caso, es que las identifiquemos y las trabajemos según cada uno podamos, puesto que son las habilidades necesarias para entrar en cualquier grupo. Adoptar actitudes claves para el comportamiento social, como lo son la cooperación, ayuda mutua, amistad, solidaridad, asistencia, pertenencia y confianza, entre otras, con las que irás desarrollando relaciones saludables, satisfactorias, que anulan los juegos de poder, la manipulación y acortan las distancias entre las personas.  Para crear lazos sólidos aconsejo tener en cuenta estas habilidades relacionales, técnicas y emocionales de forma que podamos gestionarlas.

Dentro del carácter práctico del libro también plantea una serie de ejercicios para los lectores. Uno muy interesante es el dedicado a evaluar nuestra red actual de contactos y a descubrir su valor. ¿Es importante analizar y corregir para optimizar nuestra red de contactos?
Esto realmente está hecho para ayudar a aquellos que se toman la vida muy en serio y deben medir todo. Para mí, realmente lo importante es tener una red de contacto activa, pero esto lo tengo integrado, es decir, lo hago de forma natural, es una capacidad innata. No obstante, es evidente que para muchas personas esto es un trabajo, por ello es necesaria una guía o manual como el libro Networking para Dummiesen el que he incluido algunos ejercicios para auditar la red y ver en qué estado se encuentran nuestras relaciones  y qué acciones hacer para seguir nutriéndola y desarrollándola.  Esto nos permite también actualizarnos, retomar contactos y evaluar las acciones y eventos que nos han funcionado mejor, para seguir aplicándolos.
Por otra parte, cuando la auditamos descubriremos el valor de la red y sabremos exactamente cómo y a quién ayudar, porque lo más importante que tenemos que hacer es aportar valor a la red y saber pedirle a la red y de esta forma se retroalimente.

Una de las razones por la que muchos proyectos e ideas emprendedoras no se mantienen parece estar relacionado con la ausencia de una estrategia de gestión de entornos. Dado que usted es experta en ello, coméntenos brevemente esta afirmación y qué podemos hacer para solventar esta carencia.
Una de las razones por las que a muchos emprendedores y startupsse les hace cuesta arriba mantenerse y proyectarse a lo largo del tiempo es, precisamente, la falta de estrategias para desarrollar una red o comunidad entorno a esas ideas, proyectos y startups. Soy emprendedora por decisión y convicción, y cuando lanzamos al mercado estos negocios nos damos cuenta de que nuestra red se acaba en un plis plas! ¿Cuántas veces me va a comprar el mismo producto la misma persona, mis padres o amigos? ¿Cuántas veces le van a dar LIKE a nuestras publicaciones en las redes sociales, estas mismas personas?
El networking es un Estilo de Vida y no debe ser el Plan B y mucho menos el Plan Z, porque más allá de ser un proceso, también toma tiempo y si sólo salimos a conocer gente cuando lo necesitamos porque hemos lanzado una startupo nos hemos quedado trabajo, no obtendremos resultados satisfactorios y seremos los pesados que vamos desesperados tratando de que el negocio no desaparezca o pidiendo trabajo. Nadie hace negocios con el enemigo, por lo cual es necesario crear relaciones sostenibles en el tiempo que se sustenten en la confianza mutua y así la red nos pueda sorprender con una amistad o posibles negocios. El arte de hacer contactos y generar experiencias asumidos como un estilo de vida. Desarrollar una estructura de negocio, o tu carrera, encontrar más clientes o lanzar un nuevo proyecto. Tejer redes de contacto sólidas, es para para todos los profesionales y empresarios un valioso recurso, es una manera rápida y efectiva de proyectarse, aportar valor, además el networking es una acción de alto impacto y bajo coste.

No podía faltar en un libro como este un apartado dedicado a los decálogos. ¿Es una forma rápida para los lectores sin mucho tiempo de ir directos a aquello que debemos hacer y a lo que no dentro del networking?
Los decálogos son muy característicos de la colección “para Dummies” son capítulos cortos, frescos y de ser posible divertidos. Aquí he colocado aquellas cosas que debemos tomar en cuenta, pero que al mismo tiempo todos sabemos o sospechamos que son así y que no merecía dedicar mucho tiempo ni explicación. De los decálogos los dos que más me gustan, quizás porque no son tan evidentes y podemos aprender son los de los Capítulos 18 y 19, sobre acciones para expandir nuestra red, y el otro sobre la Colaboración.

También te puede interesar…

¿TODAVÍA NO TE HAS SUSCRITO A NUESTRA NEWSLETTER?

Suscríbete y recibirás propuestas culturales de las que disfrutar en Valencia.