Música
Jueves 7/10 de 2021   21.00
La Rambleta
Valencia (Jesús)
23€

Bajo el nombre de TULSA se esconde el universo de Miren Iza, una guipuzcoana (Irun, 1979) que comenzó a dar sus primeros pasos en el mundo de la música con el grupo “Electrobikinis”. Punk-rock y surf cantado en inglés. Electrobikinis se separan en 2002 y es entonces cuando Miren Iza, comienza a escribir canciones en castellano. Narraciones emocionales con regusto folk rock americano.

Su primer disco largo “Sólo me has rozado” fue editado en el 2007 tras debutar con el EP “Tulsa” en el 2006. En 2010 se edita su segundo álbum, “Espera la pálida” (Subterfuge), en el que continúa la exploración del sonido “americana” y lleva al grupo, en aquellos tiempos integrado por 6 músicos a hacer una gira extensa, durante los dos siguientes años, por toda España, y recalando puntualmente en Argentina y Nueva York.

En 2011 Miren se traslada a vivir a Nueva York donde continúa escribiendo canciones y haciendo conciertos. Junto al cineasta Raúl Santos realiza un cortometraje musical llamado Ignonauta (https://www.youtube.com/watch?v=Wk1byS9gpTA)

Antes de volverse definitivamente a España se embarca en una gira por EEUU mezclando por primera vez el sonido acústico con la electrónica que le aporta el músico francés Olivier Arson. Juntos recalan en Washington DC, Atlanta, New Orleans, Nashville, Austin (SXSW) y por supuesto Nueva York. En 2015 edita el álbum “La Calma chicha” en el sello Gran Derby Records, un disco que supone un giro estético importante ya que aparecen los sintetizadores, ya como protagonistas indiscutibles y vehículo de las nuevas composiciones. Producido por Carasueño y Charlie Bautista.

En 2016 graba la banda sonora de la película de Jonás Trueba “los Exiliados Románticos” y que se edita bajo el mismo nombre. Realizan una gira conjunta de proyección de la película y concierto de la banda por varios lugares de España. En 2017 graba y edita su último disco “Centauros” (I*M Records), producido por Angel Luján y Charlie Bautista.

LORENA ÁLVAREZ
Hay una estirpe de artistas difíciles de clasificar, porque su obra se resiste a dejarse limitar por una etiqueta. Lorena Álvarez (San Antolín de Ibias,1983) pertenece a esta estirpe. “Un verso libre dentro del panorama musical español”, “cantautora punk”, “un alma inquieta que destila espontaneidad”, “lo más cerca que estará un artista español de Johathan Richman” son algunas de las calificaciones de las que ha sido objeto, pero ella se escabulle obcecada en no convertirse en una leona domesticada obligada a pasar por un aro en llamas y sigue su camino, libre, abriéndolo a su paso con la firme convicción de que la poesía y la música aún tienen algo que decir en estos tiempos y sobre todo que el arte no se encuentra donde nos quieren hacer creer que está.

Compositora, productora e intérprete, también pintora, tras la publicación de La Cinta (Sones, 2011), su primer LP Anónimo (Sones, 2012), el EP Dinamita (Producciones Doradas, 2014), el LP Colección de Canciones Sencillas (Primavera Labels /Universal Music, 2019) y la composición de la banda sonora del videojuego Alba, A Wildlife Adventure del prestigioso estudio londinense UsTwo Games, (2020), LORENA ÁLVAREZ ha conseguido traspasar los límites habituales de la música tradicional y situarla en un nuevo contexto en el que la contemporaneidad y la tradición pueden ir de la mano sin complejos y sobre esta base ha construido el andamiaje de una obra que se mueve entre la poesía más delicada y etérea y la conexión con la tierra más fecunda y mullida, repleta de canciones que encogen el corazón, pero agrandan el alma, siempre desde su estilo único y propio, tan singular como cada una de las entregas que la cantautora ha compartido con nosotros.

Inquieta siempre y en la lucha por descifrar los misterios escondidos en lo más profundo del alma humana, esos que no cambian ni con la actualidad ni con las modas, brota libre un torrente que recorre su obra y la nutre de poesía, filosofía, magia y revelaciones, de crecimiento personal y espiritual y con este regadío florece un jardín de canciones que tienen la propiedad de hacernos cambiar, de hacernos crecer por dentro.

La Rambleta Jesús

Pio IX, s/n
46017 Valencia